10 de mayo: Día Internacional de las Aves Migratorias

10 de mayo: Día Internacional de las Aves Migratorias

by Consuelo, 09/05/2017

Hoy se conmemora el Día Internacional de las Aves Migratorias, una fecha para recordar la importancia de la conservación de las áreas donde las aves migratorias desarrollan sus diversos ciclos de vida, uno de los fenómenos más sorprendentes de la naturaleza.

Este año, el lema del evento es: “Su futuro es nuestro futuro”. Destacando la estrecha relación entre las personas y la naturaleza, el objetivo planteado es sensibilizar sobre la necesidad de una gestión sostenible de los recursos naturales, proponiendo la conservación de las aves como acción importante para el futuro de la humanidad. Las aves son indicadoras del estado de los ecosistemas que habitan, de allí su rol clave para nuestro planeta.

El Fio Fio
Existen diversos patrones de migración, pero la mayoría de las aves migran de las zonas de cría del norte a las zonas de invernada del sur. La migración es un viaje que presenta peligros y expone a estos ejemplares una gran cantidad de amenazas. La pérdida de sitios de invernada y de escala podría afectar negativamente en su supervivencia.

Cada año, varias especies de aves vienen a nuestro país dejando el norte de Sudámerica para invernar en el sur. Es el caso del Fio-Fio (Elaenia albiceps) -conocido también como chiflador, huiro, huío y silbador- que llega hasta los bosques de Huilo Huilo entre octubre y marzo, para reproducirse y criar.

Mide 15 centímetros de alto y pesa entre 12 y 25 gramos. Se alimenta principalmente de insectos, aunque también come semillas, bayas y brotes tiernos de árboles frutales. Construye un nido tipo taza, con tallos de pasto, hojas, musgos y líquenes. Pone entre 2 y 3 huevos de 20 x 15 milímetros, blancos con pintitas rojizas.

El Fio-Fio pasa la temporada veraniega entre Atacama y la Tierra del fuego, donde nidifica durante los meses de enero y febrero. Es reconocible por la mancha blanca que lleva como corona y su monosílabo canto similar a su nombre. Cuando el invierno austral se aproxima, los Fio-Fio migran hacia el norte de Sudamérica llegando hasta las zonas amazónicas de Perú y Brazil.

Su hábitat natural está en los bosques templados, bosques húmedos de montaña tropical o subtropical, matorral de alta montaña tropical o subtropical. Recientes estudios indican que esta ave alcanza una longevidad de 8,5 años, cerca de 3 veces mas de la longevidad de un mamífero de igual tamaño.

El Fio-fio es el migrante austral de mas larga distancia. Sin embargo, muchos aspectos de sus rutas migratorias, tiempos y cambios fisiológicos relacionados a este viaje son aún desconocidos. Durante la migración, el Fio-fio se ve enfrentado a muchos desafíos, como el cambio de oferta de recursos alimenticios, distintos predadores, eventos climáticos extremos etc. Incluso si logra llegar a su sitio de reproducción exitosamente, algunas consecuencias de la migración se pueden manifestar por algún tiempo, como por ejemplo, baja del sistema inmune por la redistribución de energía durante el vuelo.

La celebración del Día Mundial de las Aves Migratorias se lanzó en 2006 como iniciativa de la Secretaría del Acuerdo para la Conservación de aves acuáticas migratorias africanas-eurasiáticas en colaboración con la Secretaría de la Convención sobre la Conservación de las especies Migratorias Silvestres (CMS), dos tratados internacionales administrados por el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente.

La conmemoración, que funciona como una oportunidad anual de sensibilización, destaca la necesidad de la conservación de las aves migratorias y sus hábitats, al tiempo que busca concientizar a la población mundial sobre las amenazas que enfrentan estas especies, su importancia ecológica y el valor de la cooperación internacional para conservarlas.